Entre Ríos canceló la matrícula del ginecólogo Rodríguez Lastra

by Editor

El médico fue condenado en Río Negro por obstaculizar una interrupción legal del embarazo

El ministerio de Salud de Entre Ríos canceló la habilitación local de la matrícula del ginecólogo Leandro Rodríguez Lastra, condenado por la justicia de Río Negro a 2 años y 4 meses de inhabilitación en el sector público por obstaculizar una interrupción legal del embarazo (ILE) Hospital Moguillansky. La decisión oficial sobrevino luego de que la situación tomara estado público en medios periodísticos y de que unas 90 organizaciones, funcionarias, y asambleas firmaran una carta abierta para recordar los antecedentes penales del médico. 

En tanto, en Río Negro, fuentes del hospital público donde Rodríguez Lastra cometió el delito y donde todavía mantiene su nombramiento como jefe de servicio anticiparon que habrá una presentación judicial para que el ministerio de Salud provincial aclare la situación del ginecólogo. 

De acuerdo con el diario La Mañana de Cipolletti, «el médico durante sus más de dos años de licencia gozó de privilegios» que no suelen contemplarse en otros casos. La licencia, por la cual el ginecólogo sigue percibiendo sus haberes sin descuentos, fue solicitada «por ‘trastorno adaptativo’ y problemas en el ámbito laboral». «Él no podría tener otro trabajo fuera del hospital. Si no estuviese de licencia, solo podría dar cátedras», declaró la ex legisladora Marta Milesi a ese medio.

A través de la resolución 4.649, el gobierno entrerriano informó que suspendió la matrícula 12.642, por la cual la Coordinación de Registro y Fiscalización de Profesionales» había habilitado al ginecólogo a trabajar en esa provincia hasta 2025, por «razones exhibidas en las noticias de prensa y las constancias judiciales de la sentencia» dictada en 2019. Dado ese fallo, que quedó firme este año, mantener «la matricula vigente provincial de médico» sería una «concreta violación a las normas que rigen actividad, a la ética y al interés público y social», señaló el gobierno provincial, en la resolución firmada por la ministra de Salud, Sonia Velásquez.

La decisión oficial también indica que el condenado Rodriguez Lastra debe «cerrar su consultorio y abstenerse de ejercer la medicina» en Entre Ríos. El médico había comenzado a desempeñarse en Gualeguaychú, donde había abierto un consultorio en un instituto privado.

Un trámite con silencios

El gobierno provincial advirtió también que el sistema «lo habilita para el ejercicio de la profesión» ya que «no existe un oficio que haya comunicado tal situación legal» de condena, pese a que está vigente.

Al solicitar la habilitación Rodríguez Lastra había presentado un certificado de antecedentes penales que no daba cuenta del proceso judicial y la condena que recayó sobre él. De acuerdo con el fallo que el juez Alvaro Maynet resolvió el año pasado, y que fue confirmado y quedó firme este año, el ginecólogo, jefe de servicio del Hospital Moguilansky, de Cipolletti, está condenado a un año y dos meses de prisión en suspenso y dos años y cuatro meses de inhabilitación especial para ejercer cargos públicos.

El médico había llegado a juicio por obstaculizar una interrupción legal del embarazo (ILE) y haber forzado a gestar y parir a una joven de 19 años, violada, que acudió al hospital público en el que él era jefe de servicio. 

Fuente: Página 12

Compartir:

Relacionados