Fuerte apoyo del G7 para Ucrania en la guerra con Rusia

by admin

El grupo de potencias occidentales agrupadas en el llamado G7 prometió este viernes apoyar a Ucrania «hasta la victoria» frente a Rusia, cada día más salpicada por acusaciones de crímenes de guerra. Reino Unido abogó por enviar «más armas» a Ucrania y adoptar nuevas sanciones contra Rusia, en una reunión de los ministros de Relaciones Exteriores del G7 en el norte de Alemania. Y Francia expresó el apoyo unánime a Ucrania de ese club formado por Estados Unidos, Canadá, Alemania, Francia, Italia, Reino Unido y Japón.

«Apoyando el combate»

 «Vamos a seguir apoyando de manera permanente el combate de Ucrania por su soberanía, hasta la victoria», declaró el jefe de la diplomacia francesa, Jean-Yves Le Drian. Durante la reunión, la Unión Europea (UE) anunció que otorgará 500 millones de euros (unos 520 millones de dólares) adicionales de ayuda militar a Ucrania, con lo que el aporte total del bloque «se elevará a 2.000 millones de euros».

El conflicto Rusia – Ucrania, minuto a minuto

En visita a Tayikistán, el ministro de Relaciones Exteriores ruso, Serguéi Lavrov, acusó a la UE de haberse convertido en un actor «agresivo y belicoso» en el conflicto de Ucrania, siguiendo «el camino de la OTAN». 

Los ministros del G7 recibirán el sábado a sus homólogos Dmytro Kuleba, de Ucrania, y Nicu Popescu, de Moldavia, una pequeña exrepública soviética que teme la entrada de las tropas de Moscú a su región separatista prorrusa de Transnistria.

En la mesa del G7 también estarán las sanciones contra Rusia y las perturbaciones en las entregas del gas ruso a Europa, cuya dependencia energética de Moscú ha impedido hasta ahora la aprobación de un veto total a las importaciones de hidrocarburos rusos. «Si el paquete se adopta sin un embargo al petróleo, creo que el presidente (ruso Vladimir) Putin hará una fiesta» porque la unidad de la Unión Europea «quedará rota», subrayó Kuleba. En una nueva ola de sanciones en represalia por la invasión de Ucrania, Reino Unido planea sancionar a otras 12 personas, entre ellas familiares de Putin.

«Campos de interrogatorio» 

Rusia enfrenta una lluvia de acusaciones por presuntos crímenes de guerra en Ucrania, desde traslados forzosos a campos de interrogatorio hasta asesinatos de civiles desarmados. Las cadenas de televisión estadounidense CNN y británica BBC difundieron el jueves imágenes de cámaras de videovigilancia que, según afirman, muestran a dos civiles ucranianos desarmados abatidos por la espalda por soldados rusos cerca de Kiev, el 16 de marzo.

En las imágenes se ve a los militares registrándolos antes de salir de un comercio, volver atrás y abrir fuego. Ucrania lanzó una investigación por crímenes de guerra tras esa publicación. El video se suma a relatos de testigos sobre atrocidades cometidas por las tropas rusas. La fiscalía de la región de Járkov (este) y testigos acusaron el jueves a las fuerzas rusas de haber disparado el 27 de marzo contra una casa desde un tanque, matando a varias personas.

El Consejo de Derechos Humanos de la ONU aprobó ese día por amplia mayoría investigar las presuntas atrocidades de las tropas rusas, que también son objeto de pesquisas de la Corte Penal Internacional y de la justicia ucraniana. Estados Unidos por su parte denunció que las tropas rusas estaban trasladando «por la fuerza» a «varios miles» de ucranianos a «campos de interrogatorio», donde eran sometidos a tratamientos «brutales».

Retorno de refugiados 

Además, Moscú habría desplazado a «varias decenas de miles» de ucranianos «a Rusia o a territorios controlados por Rusia», afirmó el embajador estadounidense en la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE), Michael Carpenter. Las autoridades ucranianas cifran en 1,2 millones el número de deportados por Moscú.

Pero los desplazados totales por el conflicto iniciado el 24 de febrero son muchos más. De acuerdo con el Alto Comisionado de la ONU para los Refugiados (Acnur), el número de exiliados ya supera los seis millones, aunque el flujo se haya ralentizado en las últimas semanas. Muchos también han regresado, pero el saldo global sigue siendo muy negativo, con 1,56 millones de retornos, según los guardias de fronteras.

Además, según la ONU, más de ocho millones se vieron desplazados internamente en Ucrania, que contaba antes del conflicto con 37 millones de habitantes sin contar la península de Crimea, anexada por Rusia en 2014, y las zonas orientales del Donbás controladas por separatistas prorrusos.

Ayuda para la reconstrucción 

Tras haber tratado de tomar Kiev, las tropas rusas se retiraron de los alrededores de la capital y del norte, abriendo el camino, además, para el regreso de muchos habitantes y a la reapertura de los comercios. «La demanda de los consumidores aumenta, las conexiones se reanudan» en Kiev, declaró el ministro de Finanzas, Sergiy Marchenko.

Muchas empresas transfirieron sus actividades al oeste del país, que se ha librado relativamente hasta el momento de la guerra, mientras continúan los combates en el este y el sur y los ataques rusos en todo el país. Desde el inicio de la ofensiva rusa, el sector ucraniano de altas tecnologías debió adaptarse, para convertirse en uno de los pulmones económicos del país y uno de los principales apoyos al esfuerzo bélico.

Durante la reunión con sus homólogos en Alemania, Kuleba pidió a los países miembros del G7 confiscar bienes rusos que servirán a la reconstrucción de su país. El ministro alemán de Agricultura calificó de «repugnantes» los robos de cereales de los que se acusa a las tropas rusas en Ucrania.

Al justificar una vez más su ofensiva, Putin insistió este viernes ante el jefe de gobierno alemán, Olaf Scholz, sobre la «ideología nazi» de las autoridades ucranianas. Las acciones rusas han llevado a un acercamiento de Finlandia y Suecia con la OTAN. A pesar de las advertencias de Moscú contra un eventual ingreso a la alianza militar transatlántica, Helsinki presentará el domingo formalmente su solicitud de adhesión y se prevé que Estocolmo siga sus pasos.

Fuente: Página 12

Compartir:

Relacionados